Home / Blog / ¿En qué se diferencia un director financiero externo con una gestoría?

¿En qué se diferencia un director financiero externo con una gestoría?

Una de las dudas más frecuentes que tenemos como dueños de una empresa es la forma de gestionar la contabilidad y las obligaciones fiscales de la misma. Si bien podemos ocuparnos de ello nosotros mismos, la práctica más común suele ser la contratación de una gestoría externa que nos eche una mano.

No obstante, desde hace unos años ha ido ganando mucha fuerza la figura del director financiero externo: Un rol de mando externalizado que nos ayudará a tomar las mejores decisiones contables y financieras para nuestra empresa.

¿Cuál de las dos opciones es mejor? En este post daremos las claves que nos ayudarán a encontrar la respuesta a esta pregunta.

Ventajas de la gestoría

Las gestorías son negocios independientes que nosotros subcontratamos con el objetivo de que se encarguen de todas las obligaciones contables y fiscales que puedan derivar de la actividad de nuestra empresa, entre otros servicios. 

A continuación, procederemos a enumerar las ventajas de sus servicios:

  • Contabilidad normativa acorde a la ley

Las gestorías son verdaderas expertas en contabilidad financiera legal. Gracias al expertise obtenido por la gestión de diversas empresas de varios sectores, son capaces de homogeneizar los procesos para que todos cumplan con la normativa fiscal vigente.

  • Precio pactado en base a nuestras necesidades:

Debido a su situación como “subcontrata” podemos pactar precios en base a las tareas que van a realizar para nosotros. Esto nos proporcionará un mayor control de nuestro gasto.

  • Relación pasiva con nuestra empresa:

La gestoría va a responder a nuestras peticiones y realizar las tareas que nosotros le hayamos encomendado. No va a ser un ente activo que se entrometa o que requiera de mucha información; nosotros les proporcionamos los documentos necesarios y ellos se encargan de todo.

  • Asesoramiento fiscal:

Si bien las gestorías no suelen destacar por sus consejos en otras materias, son verdaderas expertas en todo lo que atañe a la fiscalidad, pudiendo llegar a ser de los mejores asesores fiscales que podamos encontrar.

  • Servicio estandarizado:

Debido a la naturaleza de su negocio y a trabajar con varios clientes a la vez, suelen tener todos los procesos estandarizados, que realizan de forma eficaz y eficiente.

Ventajas del director financiero externo

La figura del director financiero externo ha ido ganando mucha fuerza a lo largo de estos últimos años. Un profesional independiente que colabora con el resto de directivos de nuestra empresa con el objetivo de optimizar todos los procesos contables y financieros de nuestra empresa. A continuación, procedemos a enumerar las ventajas de sus servicios:

  • Responde a todos los grupos de interés de la empresa:

Debido a su naturaleza neutral, está en una situación ideal para escuchar y tratar de responder a los intereses y necesidades de todas las partes que conforman la empresa. Podrá ser de ayuda tanto para proveedores, clientes, empleados, accionistas, etc.

  • Contabilidad analítica o funcional:

A diferencia de la gestoría, que suele “ir por el libro” en las facetas contables, un director financiero puede dar otro enfoque a las mismas, logrando así una visión funcional y analitica más personalizada para el caso de nuestra empresa.

  • Relación activa con nuestra empresa:

A diferencia de la gestoría, el director financiero tiene un trato mucho más activo con todos los miembros de la empresa. Será uno más de la misma, y esta implicación le permitirá tener muchos más conocimientos sobre la situación real del negocio, para así poder dar un asesoramiento mucho más personalizado.

  • Asesoramiento integral:

Como hemos explicado en el anterior punto, al tener una relación mucho más estrecha con nuestro negocio, será capaz de proporcionar un asesoramiento integral, que recoja la situación real de nuestra empresa y busque solucionar los problemas que más urge solventar.

  • Fijación de objetivos

Al tener un trato tan cercano con nuestra empresa, podrá fijar los objetivos que mejor le vayan a cada sector de nuestro negocio. Del mismo modo y gracias a su visión íntegra del negocio, será capaz de aunar dichos objetivos, logrando de este modo hacer que todos ellos estén basado en mejorar el bienestar de la compañía y su rentabilidad a corto y largo plazo.

  • Trato ad hoc

La figura del director financiero destaca por su flexibilidad. Va a ser capaz de proporcionar un servicio y un trato adaptado a la situación concreta de nuestra empresa.

  • Expertise multidisciplinar

Al ser un profesional contratado de forma externa, podemos buscar el perfil que mejor se adapte a la situación de nuestra empresa. ¿Tenemos planteado hacer una ampliación de capital? Podemos contratar un experto en dicho trámite. ¿Queremos por contra expandir nuestro negocio adquiriendo otras empresas? Buscaremos un experto en fusiones y adquisiciones. Del mismo modo, la figura del director financiero suele ser experto en todos los trámites empresariales, por lo que podrá ayudarnos en prácticamente cualquier sector de nuestro negocio.

¿Cuál es mejor para mi empresa?

Una vez hemos visto las distintas fortalezas de cada servicio, llega la parte difícil, decidir cuál es mejor para nuestro negocio.

En este apartado desde CCPymes damos una sencilla recomendación: Sed conscientes de la naturaleza del negocio de vuestra empresa y tomad la decisión que mejor se adapte para vuestro caso.

Por norma general, las gestorías suelen ser una mejor opción para negocios más pequeños, que no dispongan del capital suficiente para contratar un director financiero externo o que solo busquen una ayuda en trámites tributarios ya sea por falta de tiempo o conocimiento. 
Por otro lado, si somos una empresa más especializada o con un volumen de negocio mayor, que se esté planteando crecer, aumentar sus inversiones u otra serie de cuestiones relacionadas, es muy posible que la figura del director financiero externo sea la ideal para ese caso. Si nuestra empresa requiere de una figura que ayude en todos los campos de la misma, que sea flexible y que nos ayude a conciliar los objetivos de la empresa buscando aumentar su rentabilidad, no lo dudes, la figura del director financiero es para ti.

¿Te ha gustado? Compártelo

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

También te puede interesar

Sea cual sea tu empresa o negocio

Nuestro objetivo es ayudarte a gestionarla de forma eficiente y eficaz. ¡Contacta con nosotros!